Marcel Proust, la búsqueda de la belleza

proust.681

 

Demasiadas veces, el análisis de la obra fundamental de Proust  “À la recherche…”, sus implicaciones filosóficas sobre el pasado y el tiempo, las múltiples interpretaciones sobre sus motivos y técnicas literarias, el tópico de la magdalena que parece resurgir ahora en viajes turísticos a la panadería de Illers, y el natural recelo hacia una imponente obra literaria cuya extensión puede parecer inabarcable para los usos actuales,  la inteligente observación que Proust realiza sobre sus personajes que nos permite su más precioso y revelador conocimiento, nos ha impedido, arrastrados por una corriente de hechos formales, gozar del sólido basamento que sostiene su novela: la belleza. El magnífico estilo de Proust, recreado, lleno de apartes y puntualizaciones interminables siempre en pos de la riqueza y  la precisión en  sus descripciones, nos deja con frecuencia tan ocupados en comprenderlas cabalmente, que las vetas de oro puro que se hallan incrustadas aquí y allá, depositadas a lo largo de dos mil quinientas páginas, no brillan lo suficiente para ser advertidas. Pero es, precisamente, la belleza, únicamente ésta, la que produce tal emoción que, al leer algunos párrafos, nos sentimos como humanos que han llegado a su fin. Como humanos que han llegado a alcanzar durante un instante la belleza creada por los hombres.

manuel hostalet

3 thoughts on “Marcel Proust, la búsqueda de la belleza

  1. Gracias a ustedes también. Lo hago con entusiasmo, al igual que ustedes. El primor en la factura de lo que se hace sigue teniendo “peso semántico”, y me doy cuenta de que vale la pena pasar el trabajo. He estado leyendo el blog de ustedes y la selección de temas me gusta mucho. Cuanto entré a la blogosfera no pensé que iba a tener tantas satisfacciones leyendo y escribiendo. Me imaginé un Otro anónimo, y, vaya!, Ha sido todo lo contrario. Saludos desde el Caribe!

    Me gusta

  2. Mil gracias por tus amables letras, estimada Liliana. Estaremos muy atentos al ensayo sobre Proust que anuncias para hoy.
    “Bodegón con teclado” ha despertado nuestro interés por su enorme calidad y su excelente presentación.
    Un saludo cordial desde España.

    Me gusta

  3. Soy muy admiradora de Proust. En su homenaje voy a subir probablemente mañana lunes un extenso ensayo sobre Proust y el uso del nombre propio. Me has visitado hoy, en Bodegón con Teclado, y tu visita me ha traído hasta aquí. Me ha encantado tu blog. ¡Tiene tanto! Te felicito. 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s